domingo, 19 de junio de 2005

Lecturas: Más allá del hielo

Hace unas semanas me han dejado tres libros de un par de autores que escriben unas novelas bastante entretenidas. Ambos son autores de títulos que ya he leído, como El Relicario o Los Asesinatos de Manhattan. Así que me he puesto con los tres del tirón, uno detrás de otro, y el primero de ellos ya lo he concluido.

  • Autores: Douglas Preston y Lincoln Child
  • Año: 2000
  • ISBN: 84-9759-721-4

Nos encontramos ante la historia de un millonario algo megalómano que pretende recuperar un meteorito que se estrelló hace millones de años en la Tierra de Fuego, embarcarlo y transportarlo hasta su museo particular.

La tarea es faraónica, así que la encarga a una empresa de ingeniería, caracterizada porque nunca ha fallado a la hora de conseguir completar un proyecto con éxito. Sin embargo, esta vez la envergadura de la empresa puede hacer que su excéntrico director pueda encontrar la horma de su zapato.

También participarán en la aventura un buscador de meteoritos, cuyo antiguo socio murió precisamente al encontrar el objeto de la búsqueda, varios ingenieros de la empresa y la tripulación de un barco adaptado a la especial circunstancia de transportar el objeto más pesado del mundo movido por el hombre desde el Cabo de Hornos hasta el puerto de Nueva York.

En un momento dado, la expedición se encontrará con un marinero oficial de la armada chilena, que tratará de ponerles las cosas un poco más difíciles. Sin embargo, como "malo de la película", tampoco da mucho la talla.

Se trata de un libro de lectura fácil, ameno y entretenido, que nos hará pasar un buen rato. Sin embargo, no hay que esperar grandes sorpresas ni giros en la trama. El desarrollo de la misma, totalmente lineal, y el final casi podríamos imaginarlo cualquiera de nosotros tras leer los primeros capítulos. Sin embargo, creo que se podría haber sacado un poco más de jugo a la idea inicial. Sobre todo, porque el factor sorpresa, algo que se presupone en un relato de intriga, es prácticamente nulo.