He tenido el inmenso placer de colaborar (no con la dedicación y el conocimiento que me hubiera gustado) en el último lanzamiento de Compiler Software: Sokoban.

Por si queda alguien que no sabe que es Sokoban, aclarar que no, no es ese juego que viene en la última página del periódico con un cuadrado de 9x9 en el que hay que ir poniendo numeritos. Se trata de un juego tipo puzzle en el que hay que ir empujando unas cajas hasta colocarlas en su lugar de destino. Recuerdo haber jugado al Sokoban hará fácilmente 20 años, en un PC con pantalla fósforo naranja.

Mi cometido ha sido escaso: ponerle música. Y de mala manera, por dos motivos principales. El primero, no tener tiempo suficiente para realizar un trabajo con garantías. El segundo, por ser un novato componiendo música para el chip AY del Spectrum (y otros micro-ordenadores de la época).

En cualquier caso, cuando era pequeño siempre quise hacer juegos para Spectrum, y éste puede ser un buen primer paso. Al menos ya he colaborado en una producción que nada tiene que envidiar a las que se hacían en la época. Y el amigo Miguel Prada, además, se la ha currado enterita en ensamblador.

PD: Algunos comentarios sobre el juego en: jarcorgueims y plastico.tv.