Hoy comienza el periplo por las playas del desembarco. No entra en nuestros planes verlas todas, ni entrar en todos los museos. Al fin y al cabo, la historia ya nos la contaron más o menos completa en el Memorial de Caen, e imagino que en el resto de museos se podrán encontrar ciertos objetos muy puntuales, pero nada que pueda aportar un punto de vista diferente o un detalle muy relevante a los relatos ya conocidos.

Hemos salido de Caen camino de Courseulles-sur-Mer, donde se encuentra Juno Beach, primera de las playas que hemos visitado. Al este queda Sword Beach, que en principio no tenemos intención de visitar. En esta playa desembarcaron las tropas canadienses, que son a las que está dedicado el museo que podemos encontrar en esta localización, y que tampoco hemos visitado.

Juno Beach

Tras dar un paseo por la playa y asomarnos a los restos de un búnker, a los que no se puede acceder sin una visita guiada, hemos vuelto al coche para encaminarnos a la siguiente parada.

En el pueblo de Arromanches-sur-Mer se encuentra la playa Gold, y fue el lugar donde los Aliados construyeron en un tiempo récord uno de los dos puertos artificiales necesarios para poder abastecer a las tropas. Este ha sido el primer lugar que hemos encontrado algo masificado, quizás al ser también domingo y día de mercadillo. Todos los aparcamientos (que son gratuitos, como de momento en todos los pueblos que hemos visitado) estaban completos, y hemos tardado un buen rato en encontrar un hueco donde dejar el coche.

Gold Beach

Aquí hemos presenciado un documental audiovisual en 360° con imágenes de la Batalla de Normandía, muchas repetidas de lo ya visto el día anterior en Caen. Después de reponer fuerzas con un generoso bocadillo (5,20€), hemos dado un paseo por la playa, donde se encuentran algunos restos de chatarra del desembarco. Hemos decidido obviar la visita al museo, así que vuelta al coche y de camino hacia el siguiente punto.

La batería de Longues-sur-Mer es una de las dos que visitaremos hoy. El acceso es gratuito y los cañones alemanes se encuentran en su ubicación original. Desde aquí cubrían las playas Gold y Omaha, y caminando por las trincheras te haces una idea de lo complicado que debió de ser tomar un sitio como éste.

Batería de Longues-sur-Mer

La siguiente parada ha sido Omaha Beach. Aquí hemos llegado un poco más tarde de las 18.00h, con lo que el Cementerio Americano ya estaba cerrado, y el museo puede que también o a punto. Así que hemos dado un paseo por la playa y hemos dejado las visitas para el día siguiente.

Omaha Beach

Para finaliza el día, hemos visitado la segunda batería en Pointe Du Hoc. Nuevamente, tras la visita sobre el terreno te haces una idea del infierno que tuvieron que pasar los Rangers para tomar y mantener ese lugar. Por cierto, desde aquí se debe de contemplar una puesta de sol espectacular, pero faltaba más de una hora y comenzaba a refrescar, así que nos hemos vuelto para la base.

Pointe Du Hoc

En total, salimos de Caen a las 11.00 h y volvimos a las 21.15 h, dejando atrás una jornada muy intensa y un buen puñado de kilómetros disfrutados por carreteras secundarias. Mañana visitaremos lo que nos hemos dejado por ver en Omaha, y decidiremos sobre la marcha si nos acercamos hasta Utah Beach, aunque en principio no parece muy probable.