Andaba tiempo detrás de este libro, desde que lo vi en la tienda VIPS de Arturo Soria y me llamó la atención la esvástica que apacere en la portada. No es ningún secreto que los libros de misterio e intriga relacionados con el tema del nazismo y la segunda guerra mundial son de mi agrado. Así que al final he acabado comprándolo y leyéndolo.

  • Autor: Robert Harris
  • Año: 1992
  • ISBN: 84-9793-405-9

Lo curioso del libro (aunque no es el primero que lo hace) es que la acción se desarrolla en un "futuro alternativo" en el que los nazis ganan la segunda guerra mundial, y el reich alemán se extiende desde la frontera con Francia hasta los Urales.

El relato se ambienta en la década de los 60, en una Alemania ganadora en la que se va a celebrar el 75 cumpleaños de Hitler. De repente una serie de muertes, que resultan ser asesinatos, son investigadas por un inspector de la Kriminalpolizei de las SS. El inspector Xavier March irá tirando de los hilos hasta descubrir una trama que lleva hasta las más altas esferas.

El estilo del relato es directo, con profusas descripciones de lo que podría haber sido Berlin en los años 60 de no haber perdido la guerra. Sin embargo, el foco de atención no es el entorno, sino el transcurso de la investigación, que nos va descubriendo pistas poco a poco, nos empuja a realizar nuestras propias conjeturas y nos lleva de la mano del protagonista hacia la resolución de los enigmas que se van planteando.

Por otro lado, lo que más me ha gustado de la ambientación es que, dentro de que se trata de pura ficción, no se me hace demasiado increíble. Es decir, que si el resultado de la contienda hubiera sido ese, la realidad del mundo bien podría haber sido la que se describe en el libro. De hecho, no es una realidad muy diferente de la nuestra, simplemente los que llevan las riendas son otros.

Este título va directo a la lista de libros recomendados. Me ha mantenido enganchado durante el tiempo que he estado leyéndolo, me ha cautivado el argumento, la ambientación me parece muy buena y, como guinda, la forma de resolver la historia también ha sido de mi agrado.