Antes de volver de la playa, estuve jugando en unos recreativos que hay en el paseo marítimo del Bajondillo al Out Run 2. Y esta tarde me estaba acorando de ello y de que, pese a que tengo unas cuantas versiones de consolas y ordenadores, emuladores aparte, llevaba años sin jugar al Out Run (el original) con volante y pedales. Afortunadamente hoy día, gracias a Internet, tenemos todo a golpe de unos pocos clics. Y, efectivamente, he dado con una combinación fabulosa para poder hacerlo.

Por cierto, aquí hago un pequeño inciso para comentar que, increíblemente (pero tal y como había leído), Out Run 2006 SP se ve PEOR que Out Run 2 (al menos en su versión XBox). Vivir para ver.

Out Run fue el primer juego de conducción en incorporar la tecnología force feedback en el volante. De esta manera, se trasmitían al jugador las sensaciones producidas por los elementos del juego, baches, curvas, pianos, etc.

Por otro lado, Final Burn es un emulador multiarcade que, entre otros muchos juegos, emula títulos de Sega como After Burner, Power Drift o el propio Out Run.

Pero lo mejor está por llegar ya que alguien se ha molestado en modificar el propio Final Burn para añadir soporte de force feedback, con lo cual, en resumen, es una gozada jugar al Out Run con el volante Driving Force Pro y sentir el traqueteo de las curvas, como antaño jugando a la máquina recreativa. Para ello, tenemos primeramente que configurar el emulador para usar el volante y, después, configurar la ROM, dándole al dip switch B el valor 0x04, para que envíe las señales de movimiento al volante.

Enlaces:

Por cierto, para los que no lo conozcan, Power Drift también merece la pena ser jugado con volante, es muy entretenido. Prefiero no pensar la cantidad de monedas que debí gastar entre ambas máquinas.